alt

Leonid Savin

El 2 de mayo ha pasado a la historia moderna como el día en que fue asesinado el terrorista número uno del mundo, Osama bin Laden . La versión oficial dice que, en 2011, fue asesinado a tiros por las fuerzas especiales de los Estados Unidos en la casa donde vivía con sus esposas e hijos. La casa estaba en una ciudad de Pakistán, donde se había estado escondiendo sin ser detectado desde que los miembros principales de al-Qaeda habían huido de Afganistán tras la derrota del gobierno de Mullah Omar , que les había dado refugio. Al amparo de la noche, los helicópteros estadounidenses que transportaban a dos grupos de fuerzas especiales volaron al lugar de la operación desde Afganistán, lo que fue una violación de la soberanía de Pakistán.

Al recordar el incidente en su libro Pakistán: Una historia personal , publicado el mismo año del asesinato oficial de Osama bin Laden, el actual primer ministro de Pakistán, Imran Khan, señaló:

"Era realmente absurdo que el hombre más buscado del mundo no se encontraba en alguna cueva, sino en una ciudad a solo 50 kilómetros de Islamabad y a una milla de la Academia Militar de Pakistán. Lo que lo empeoró fue que el presidente Obama nos dio la noticia a los pakistaníes y al resto del mundo ".

“Pasaron varias horas hasta que nuestro gobierno emitió una declaración en la que felicitaba a los EE. UU. y se atribuía el mérito de haber brindado a los EE. UU. toda la información sobre la ubicación de Osama. Esto provocó la pregunta obvia para todos los pakistaníes: si conocíamos su paradero, ¿por qué no lo capturamos nosotros mismos? Los medios de comunicación en la India y el resto del mundo se volvieron locos, culpando al ISI de Pakistán (en otras palabras, al ejército) por haber mantenido a Osama en una casa de seguridad durante los últimos seis años. […]

“Tres días después, el jefe del ejército negó todo conocimiento de la operación y anunció que cualquier violación de nuestra soberanía no volvería a ser consentido. Una semana después, el primer ministro se sumó a la confusión cuando finalmente hizo una declaración, sugiriendo "una respuesta coincidente" a cualquier ataque contra "los activos estratégicos de Pakistán".

Para los pakistaníes, especialmente los que viven en el extranjero, este fue uno de los momentos más humillantes y dolorosos. "El jefe de la CIA, Panetta, se frotó la sal en nuestras heridas diciendo sin rodeos que el gobierno de Pakistán era incompetente o cómplice".

Mientras tanto, la maquinaria de propaganda de los Estados Unidos continuaba su trabajo en todo el mundo y pocos ahora discuten la opinión generalizada, o más bien el mito, de que bin Laden fue asesinado en Abbottabad. Se han hecho películas y se han publicado libros que respaldan la versión oficial de Estados Unidos con una narrativa adicional. La página de Wikipedia en ruso sobre la Operación Neptune Spear entra en gran detalle. Además, todos los enlaces son a recursos de los Estados Unidos o reimpresiones de ellos.

Sin embargo, el hecho de que todos los que participaron en la operación en la casa de bin Laden estén muertos parece un poco extraño. Tan sospechoso es el hecho de que el Dr. Shakil Afridi, quien, según la leyenda oficial, obtuvo evidencia del paradero de Bin Laden al administrar un programa de vacunación falso, fue arrestado casi tan pronto como terminó la operación y condenado a 33 años por traición. Otra cosa que hace reflexionar es la historia oficial de que el cuerpo de bin Laden fue enterrado en el mar el mismo día . Aparentemente, hubo suficiente tiempo para el examen y la identificación en la base militar estadounidense en Afganistán y los estadounidenses obtuvieron todo lo que necesitaban saber.

El autor de este artículo recientemente tuvo la oportunidad de ir a Abbottabad y usó la visita para ver dónde fue asesinado Bin Laden y obtener detalles que no se publicaron en la prensa mundial.

La ciudad de Abbottabad está situada en un valle rodeado de montañas y cerca de la autopista Karakoram. Además de la Academia Militar en Abbottabad, hay una serie de bases e instalaciones militares ubicadas alrededor de la ciudad. La cerca de una fábrica de artillería que produce una variedad de armas se extiende por muchos kilómetros a lo largo de ambos lados de la Carretera Karakoram. En otras palabras, es un lugar con un nivel bastante alto de requisitos de seguridad. En 2011, cuando se llevó a cabo la operación, las medidas de seguridad en y alrededor de la ciudad probablemente eran igual de estrictas y serias.

Casi inmediatamente antes de ingresar al terreno de la Academia, hay un solo giro a la derecha que conduce al suburbio de Bilal Town. Nos detuvimos junto a un pequeño grupo de hombres afuera de una tienda y pedimos direcciones a la casa de bin Laden. Después de unos segundos de silencio, uno de ellos nos dijo cómo llegar y adónde acudir. Nos detuvimos nuevamente afuera de otra tienda para aclarar exactamente a dónde íbamos y llegamos unos minutos más tarde.

La primera persona que conocimos fue un señor mayor y le preguntamos acerca de la casa, a lo que él respondió: "Sí, esa es la casa donde los estadounidenses llevaron a cabo su operación y mataron a personas, solo que Bin Laden no estaba allí. Es una mentira."

El hombre se apresuró a seguir su camino y no le hicimos más preguntas. Todo lo que queda de la casa son los cimientos (el edificio fue demolido un tiempo después de la operación, otro hecho extraño), y el territorio está rodeado por un muro bastante bajo con algunas aberturas. Vimos a dos hombres dentro de las paredes del complejo y decidimos hablar con ellos. Uno de ellos nos dijo voluntariamente lo que sabía.

Vive cerca y, en la noche en cuestión, él y su familia escucharon el sonido de los helicópteros. El sonido era tan fuerte que su padre se subió al techo, temiendo que un helicóptero cayera sobre su casa. Un destello iluminó el cielo, y estallaron explosiones y disparos.

La casa en sí, donde se llevó a cabo la operación, estaba ubicada lejos de otras estructuras. Hoy en día, hay algunos otros edificios en el vecindario, pero en 2011 solo había un edificio de una planta enfrente. Sin embargo, todos los vecinos subieron a sus techos o afuera para ver qué estaba pasando.

Todos sabían quién vivía en la casa. Según uno de los hombres con los que hablamos, era la familia de un hombre de negocios de Peshawar. Todos los vecinos lo respetaban porque ayudaba regularmente a la comunidad local. La cerca alrededor de su casa era bastante alta y es posible que este fuera el factor decisivo para quienes habían planeado la operación.

"Lo que sucedió después fue como una película de acción india de la década de 1990", recuerda un testigo ocular. Uno de los helicópteros cayó y estalló en llamas.

La policía llegó aproximadamente una hora después de las primeras explosiones y acordonó el área, impidiendo que nadie entrara.

"Es extraño, porque cuando hay una boda o una celebración, la gente suele disparar al aire y la policía llega en minutos, pero esta vez les tomó casi una hora", dijo un vecino.

Otro helicóptero llegó poco después, recogió las fuerzas especiales de los Estados Unidos y se fue volando. Mientras nos contaba sobre esto, un hombre joven dijo varias veces que era como un drama bien interpretado, especialmente cuando se toma en cuenta lo que sucedió a continuación.

"El anciano caballero que conociste en el camino de regreso fue arrestado por la agencia de inteligencia paquistaní y luego liberado", agregó el vecino.

También cree que Bin Laden no estaba allí, y que fueron personas inocentes las que sufrieron el ataque. Dado que el terreno se compró al estado para desarrollo residencial, es una propiedad legalmente privada. El propietario fallecido probablemente tiene familia en algún lugar, pero nadie lo ha reclamado todavía. Y podría ser que el objetivo se eligiera intencionalmente para que hubiera la menor cantidad de pistas y testigos posibles.

Un destino interesante fue el derrumbe del helicóptero estadounidense que se estrelló. El ejército paquistaní lo entregó a China y, luego de una investigación relevante, el país desarrolló su propia versión del helicóptero estadounidense. Así que la Operación Neptune Spear resultó en una filtración de tecnología militar. Sin embargo, de tales cosas no se habla en Estados Unidos.

Debe agregarse que, durante la guerra de Estados Unidos contra el terrorismo después del 11 de septiembre, 36,000 personas murieron en Pakistán, incluyendo 6,000 soldados; el país ha perdido aproximadamente $ 68 mil millones; y casi medio millón de personas han sido desplazadas. Si mantener a un soldado estadounidense en Pakistán cuesta $ 1 millón por año, el costo de un soldado paquistaní es de $ 900 por año. Y, hasta hace muy poco, los aviones de combate estadounidenses violaron repetidamente el espacio aéreo sobre la frontera de Pakistán con Afganistán, a menudo atacando a civiles en areas tribales en lugar de a terroristas.

Sin embargo, los medios de comunicación que están bajo el control del Departamento de Estado de los EE. UU. continúan informando sobre los éxitos del Ejército de los EE. UU. en su guerra contra el terrorismo. Solo hay que recordar las recientes declaraciones de Donald Trump sobre la victoria de Estados Unidos sobre el ISIS en Siria e Irak. Fabricar mentiras y demonizar a los opositores geopolíticos de Estados Unidos, así como a cualquier persona que no esté de acuerdo con su agenda global está en el trabajo diario para los lacayos de los medios de comunicación de Estados Unidos.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

El Tiempo por Meteoblue