alt

Existe una estación que sigue inquietando a muchos radioaficionados desde hace casi cuatro décadas con el carácter de sus emisiones. A principios de los años 1980 en la mítica frecuencia de 4625 kHz empezaron a difundirse señales de una estación de onda corta, que provenían desde un territorio de la URSS y que podían ser percibidas en varias partes del mundo.

Se trata de la estación denominada 'UVB-76', o que también se conoce como el 'timbre' o el 'zumbador'. Desde finales del 2015 su distintivo es 'ZhUOZ'. La estación aparece en la lista del portal británico ENIGMA 2000 (Asociación de la colección y monitoreo de números en Europa) con la denominación 'S28'.

Los mensajes

Sus señales son curiosas por el hecho de que representan un zumbido misterioso que no tiene una explicación. Además, tras pausas que pueden durar unos meses o varios años, en la emisión surgen voces que dictan mensajes compuestos por números o palabras separadas, similar al código morse. En muchas ocasiones, son nombres. "Anna, Nikolái, Iván, Tatyána, Román", reza una de las comunicaciones.

Hubo ocasiones en las que la señal se paraba, pero luego volvía la emisión. Según indica un artículo en la revista 'Wired', ello tuvo lugar en el 2010, el mismo año en que la estación emitió partes de 'El lago de los cisnes', del compositor ruso Piotr Chaikovski.

En el 2015 en un mensaje una voz masculina dictó una serie de nombres ('Mikhail, Dmitri, Zhenya, Borís'), que fue calificado como el cambio del distintivo de llamada para 'MDZhB'.

El propósito

Teorías de la conspiración sugieren varios propósitos de la estación de radio. En particular, algunos estiman que se trata de una red de comunicación militar rusa, mientras otros creen que en el pasado eran mensajes encriptados enviados por Moscú a sus espías en el extranjero.

El portal ENIGMA 2000 sugiere que el 'zumbador' es un sistema de aviso de emergencia que sería utilizado por los militares rusos en caso de un ataque nuclear. Esta información no ha sido confirmada.

Al respecto, David Stupples, experto en inteligencia de señales de la Universidad de la City de Londres, ha compartido en una entrevista a la BBC que "no hay absolutamente ninguna información en la señal". Según el analista, si los mensajes fuesen encriptados, ello dejaría rastros en la señal. Por lo que según Stupples, es poco probable que la estación se utilice de esta manera.

La ubicación

Además del propósito misterioso, existen preguntas sobre el sitio desde el cual se producen dichas comunicaciones. Según el portal Priyom.org fundado en el 2010 tras el aumento de la actividad de la UVB-76, sugiere que de momento las señales se difunden desde el centro de comunicación militar 'Vulcán' en San Petersburgo, región de Leningrado. Se estima que antes del 2010 la radio emitía desde la aldea Povaróvo, cerca de Moscú.

La particular transmisión de la emisora consiste en un zumbido repetido a un promedio de 25 pulsos por minuto y antes de 2010, existía un cambio en las pulsaciones un minuto antes de cada hora. 24 horas, 365 días del año. A la hora en punto, los zumbidos volvían a repetirse hasta que la siguiente hora se aproximara.

Lo poco que se sabe de la emisora es que sus emisiones provenían de un "Godorok Voyenni", una base ciudad militar en un pueblo llamado Povarovo a 40 kms de Moscú y que se le conoce por ese nombre por el código con el cual se identificaba la propia emisora. Una de las primeras veces en que se escuchó conversación dentro de la emisora fue en noviembre de 2001 donde dos hombres conversaron en la emisora:

"Soy el 143"

"Esta es la sala de operación... las órdenes se están enviando"

Según algunas triangulaciones realizadas a partir de las emisiones, se cree que ahora se localiza cerca de la frontera de Rusia con Estonia. A partir del cambio de ubicación, distintos mensajes se han escuchado en la transmisión, haciéndose mucho más comunes las conversaciones en la emisora. Por ejemplo, constantemente se emiten una serie de números y una cadena de nombres rusos "Olga, Anna, Nikolai, Tatiana, Ivan".

Los interesados pueden seguir la emisora desde el receptor virtual SDR en  http://websdr.ewi.utwente.nl:8901/, poniendo 4625 en la casilla de frecuencia kHz.  

¿Relación con el Proyecto SURA?

La UVB 76 lleva emitiendo zumbidos en la frecuencia de 4625 Mhz desde hace décadas a un ritmo de 25 por minuto durante 23 horas y 10 minutos diarias con un periodo de silencio de 50 minutos.

El objeto de estas extrañas transmisiones de radio ha sido siempre desconocido, estimándose que servía como comunicación entre diferentes destacamentos del ejército ruso, para la transmisión de órdenes a espías en el extranjero por su gran potencia, o como sistema de hombre muerto, es decir, alguien debe pulsar un botón cada X minutos, y si no lo hace la transmisión queda cortada, procediéndose a un ataque nuclear de represalia.

Según algunos investigadores, el primer dato a tener en cuenta es la potencia. Evidentemente está hecha para alcanzar grandes distancias, pero ¿Y si lo que pretende no es alcanzar lejanos lugares de la tierra sino lanzar el mensaje hacia el cielo? La ionosfera es una parte de la atmósfera situada entre los 80 y los 500kms de altura, en la que los gases están ionizados por absorver la parte de la radiación más energética que llega a la tierra. Una de sus características es que refleja las ondas de radio, por tanto, si una onda de radio es lanzada sobre ella, la alcanza, rebota y vuelve a descender sobre la tierra.

Entonces, ¿qué finalidad podría tener? La medición de los rebotes, ya que con ello se podría hacer una especie de mapa de la ionosfera detectando inconsistencias en la misma. Se trataría de un experimento. La capacidad para realizarlo sería de la Academia de Ciencias de Rusia (RAN). Dentro de su estructura y de sus decenas de ramificaciones, se encuentra el Instituto de Físicas de la Tierra. Dependiente de este último organismo, existe el Observatorio Geofísico de Borok, entre otros.

¿Es lógico que un instituto público desarrolle un proyecto durante 4 décadas y tenga financiación para mantenerlo? La respuesta es rotundamente no, salvo que tenga interés militar y esté financiado directamente por el ejército o gobierno rusos.

Se puede encontrar una prueba indirecta en la web de Electronic Publishing Science. Buscamos entre las publicaciones electrónicas y en el número 10 de la Revista rusa de las Ciencias de la Tierra se detallan las observaciones que se realizan en el Observatorio Geofísico de Borok. Revisando el trabajo que llevan a cabo, podemos encontrar lo siguiente: "Sondeo de la ionosfera mediante el efecto Doppler de las ondas de radio":

http://elpub.wdcb.ru/journals/rjes/v10/2007ES000227/2.shtml

Doppler Radio Sounding of the Ionosphere

[31]  High-frequency Doppler method for ionosphere researches is based on observation of frequency variations of the radio wave reflected from ionosphere inhomogeneities, changing in time and in space. Thus changes of an ionosphere state can be caused by solar geophysical factors as well as by atmosphere and seismic events from natural and artificial origins. Propagation of the radio wave is accompanied by frequency deviation caused by changes in physical properties of media and in the geometric trajectory or an altitude of reflection.

[32]  The high-frequency Doppler method consists in comparison between the frequency of the continuous radio signal, reflected by the ionosphere, and the frequency of the stable basic generator. Usage of the basic source enables to apply the device both for vertical and inclined sounding. The basic generator frequency is shifted on some hertz from the transmitter frequency to detect Doppler shift.

[33]  The equipment resolution, or its sensitivity, depends on the frequency stability of the heterodyne receiver and carrier wave of the radio transmitter. The highly stable broadcasting radio station working in a short wave range is used as radio transmitter. The radio receiver basic generator is the quartz generator with proportional thermostat system of the resonator, providing the frequency stability about 10 -8. So the resolution of the measuring complex on frequencies about 10 MHz is provided at 0.1 Hz level. With decreasing of a radio frequency this value decreases proportionally. Main parameters of the measuring are

  • carrier wave frequency 4.625 MHz;
  • receiver resolution ~0.1 Hz.

"El efecto Doppler de alta frecuencia, está basado en la observación de las variaciones de frecuencia de ondas de radio reflejadas en las anomalías de la ionosfera. Estas anomalías pueden ser causadas por efectos naturales o artificiales." Y un poco más abajo encontramos la frecuencia asignada de trabajo: 4,625 Mhz. Concretamente, la frecuencia con la que emite la emisora UVB-76.

Así, la emisora lanzaría sus zumbidos monótonos para hacerlos rebotar en la ionosfera, y tras recoger el eco en tierra, observar si existen anomalías en esta capa. Esto resulta ser de máximo interés militar. Y coincide con los estudios del HAARP, programa que justamente hace lo mismo, estudiar la ionosfera. El HAARP, como es conocido, es un proyecto americano, pero ¿poseen los rusos un proyecto similar? Efectivamente, el proyecto SURA, cuyas antenas situadas en Nizhny Novgorod, poseen una potencia de 190 megavatios, por los 3,6 de los americanos. 53 veces más potentes que el HAARP. UVB-76 sería un método para mapear la ionosfera. Algunos reportes hablan de que la emisora comenzó su actividad a comienzos de los 80, quizás con algún periodo de pruebas anterior, y el SURA entró en funcionamiento, financiado por el Departamento de Defensa soviético, en 1981. ¿Estamos pues, ante una herramienta del HAARP ruso y sirve para medir los efectos que causa?

El Proyecto SURA

 alt

La Instalación de Calefacción Ionosférica SURA es un centro de investigación de la ionosfera ubicado cerca del pequeño pueblo de Vasilsursk a unos 100 km al este de Nizhniy Novgorod, en Rusia.​

Operador y funciones

alt

Cuarto de emisión en la Instalación Sura.

Este servicio es operado por el Instituto de Investigación Radiofísica (NIRFI) en Nizhny Novgorod. La instalación Sura fue encargada en 1981 por el gobierno de la Unión Soviética.

Información técnica

La gama de frecuencias de la instalación de calefacción es de 4,5 a 9,3 MHz. La instalación consta de tres transmisores de radiodifusión de 250 kW y una red de 144 antenas con dipolo cruzado con dimensiones de 300 m x 300 m. En el centro de la gama de frecuencias de funcionamiento (4,5 - 9,3 MHz), como máximo apogeo de ganancia se alcanzan alrededor de 260 (~ 24 dB) y la potencia radiada efectiva (PER) de la instalación es de 190 MW (~ 83 dBW).

Hay dos estaciones más localizadas en Rusia, una en el Cáucaso y otra en la región del Don, que también operan en la misma señal que la UBV 76. Se especula que las trasmisiones habladas son para asegurarse que los operadores de estas otras radios están alerta.

Los principales objetivos del proyecto SURA son: (1) integrado experimental, teóricos y estudios de simulación informática de fenómenos de plasma no lineal, producidos en la ionosfera superior por radiación de HF potente y dando lugar a irregularidades de densidad de plasma con una amplia gama de escalas de crossfield (relativamente a líneas de campo magnético) de centímetros a decenas de kilómetros, (2) la investigación de una influencia de estas irregularidades en las características de las ondas de radio HF y VHF pasadas a través de la ionosfera perturbado volumen (IDV) y (3) control de larga distancia de la propagación de ondas de radio de HF a través de un canal de importancia de la ionosfera de la dispersión de ondas de radio de pequeñas irregularidades alineadas con el campo. Con los datos obtenidos en estos experimentos y comparándolo a los datos acumulados en otras campañas, gracias a SURA se han podido estudiar los siguientes puntos en detalle:

(1) distribución de espacio de pequeño, medio e irregularidades a gran escala en el IDV;

(2) peculiaridades de ambos procesos de evolución y transporte de turbulencia (AIT) de la ionosfera  artificial en la ionosfera superior de la (región F) cuando pulso corto de bombeo se utiliza para la modificación de la ionosfera;

(3) la influencia de pequeñas irregularidades de campo alineado (estrías) sobre generación de emisión estimulada electromagnética;

(4) algunas características del efecto magnético cenit;

(5) efectos ionosférico de las perturbaciones geomagnéticas;

(6) peculiaridades de propagación de larga distancia de ondas de radio de HF.

SURA parece un poco “oxidado y algo pasado de moda”. Y en contra todas las probabilidades, todavía funciona. Hay líneas rectas de antenas de 20 metros colocadas en un área de 9 hectáreas. Un emisor gigante se asienta en el centro del campo, el emisor se utiliza para estudiar desarrollos acústicos en la atmósfera.

Uno de los dispositivos fue recientemente probado gracias a la ayuda de la Academia rusa de Ciencias Naturales.

Producimos resultados interesantes durante la primera prueba del generador iónico,” dijo al académico Mikhail Shahramanyan. “Una corriente de iones del oxígeno subía y podría generar cualquier resultado o una ruptura local de las nubes o traer un cielo cubierto, dependiendo de un modo del trabajo del dispositivo. Gestionamos formar cielo cubierto de los cumulonimbos sobre Erevan en abril de 2004. Utilizamos el tipo dispositivos de dos GIONK cuando el cielo estaba despejado. Según los protocolos verificados por los observadores independientes, entre del 15 de abril al 16 de abril se registraron en Erevan entre 25mm-27mm de precipitación,” dijo al académico Shahramanyan.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente
galeria de videos