Portada - Últimas noticias

La OTAN desplegará pequeñas unidades de vanguardia en seis países de Europa del Este para ayudar a coordinar las fuerzas "en respuesta a las acciones de Rusia en Ucrania", afirmó este viernes el secretario general de la Alianza Atlántica.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, asegura que las pequeñas unidades, centros de mando y de control que se desplegarán en Estonia, Letonia, Lituania, Polonia, Bulgaria y Rumanía serán allí las primeras de su clase, informa AP. Las unidades de vanguardia incluirán una docena de empleados que van a planificar y organizar ejercicios militares, así como garantizar el mando y el control de cualquier refuerzo que las fuerzas militares puedan requerir.

Los ministros de Defensa de las 28 naciones de la Alianza Atlántica discutirán el 5 de febrero todas las fuerzas de respuesta rápida, que pueden reaccionar en cualquier punto caliente en Europa.

"Son solo negocios": Polonia dice estar "abierta" a vender armas a Ucrania

El ministro de Defensa de Polonia, Grzegorz Schetyna, ha declarado que en el caso de las "posibilidades financieras y la voluntad" de Ucrania el país está "abierto" a vender armamento a Kiev.

Polonia "está abierta" a vender armas a Ucrania, declaró el ministro de Exteriores del país Grzegorz Schetyna a la radio Tok FM, puntualizando que "son solo negocios".

Al mismo tiempo, el político aclaró que sus palabras no significan que Polonia ya haya iniciado la ventas de armamento a Kiev. "Debe ser una decisión soberana de Ucrania. Es una cuestión de las finanzas ucranianas y de la voluntad de tomar decisiones difíciles y firmes", concluyó Schetyna.

El pasado jueves, el ministro de Defensa polaco, Tomasz Siemoniak, confesó que "no hay obstáculos para vender armas a Ucrania" añadiendo que ve "cada vez menos posibilidades de una solución pacífica del conflicto en Ucrania", informa el periódico 'Rzeczpospolita'.

BHL y George Soros piden a Occidente postura más beligerante contra Rusia

 

Hemos visto al activista sionista francés Bernard-Henri Levy arengar a la multitud de la Plaza de Maidan, en Kiev, y a George Soros presumir de financiar la desestabilización en Ucrania.

El activista y el magnate participan juntos en una campaña mundial para pedir que los países occidentales apoyen más desde el punto de vista político y financiero al régimen de Kiev.

Levy y Soros han publicado un artículo silmultáneamente en varios periódicos: Líbération, Corriere della Sera, el New York Times y el Kyiv Post (Ucrania) los pasados 26 y 27 de Junio.

El desacreditado activista sionista y el “hombre que hizo saltar el Banco de Inglaterra” califican el golpe de grupos extremistas neonazis en la Plaza Maidan y la guerra civil que ha seguido como “una rara experiencia de democracia participativa y de construcción de una nación por sus propios ciudadanos”.

Ambos invitan también a los dirigentes europeos a profundizar en sus políticas de hostilidad hacia Rusia.

“Si los dirigentes europeos persisten en su inquietante prudencia, entonces Putin no sólo proseguirá su doble agresión, sino que argumentará que los problemas a los que hace frente su economía son debidos a la hostilidad occidental y ganará en todos los tableros. Si los dirigentes europeos se agrupan detrás de Kiev y exhortan a las instituciones internacionales a acudir en ayuda de este país de 45 millones de habitantes, que parece tocar fondo,... entonces Vladimir Putin se verá obligado a poner fin a su agresión y Ucrania podrá reemprender su larga y difícil marcha hacia las reformas; y la responsabilidad del desastre económico que amenaza a Rusia incumbirá claramente a los aventureros que la dirigen”.

El texto difiere ligeramentte en la versión del New York Times, donde se contiene un llamamiento a la Tsdeka (limosna en hebreo) para financiar las operaciones militares de Kiev. “Las potencias occidentales deben comprometerse políticamente a suministrar sumas suplementarias en función de la amplitud de la agresión rusa y el éxito de las reformas en Ucrania”.

Análisis: "La doble guerra de Europa podría devastarla hasta volverla irreconocible"

La "doble guerra" que lleva a cabo Europa, contra Grecia por un lado, y Rusia y Ucrania por otro, podría "devastarla hasta volverla irreconocible", opina el periodista y analista político Pepe Escobar.

El tenso enfrentamiento entre el presidente del Eurogrupo y el nuevo ministro de Finanzas de Grecia, ha establecido el campo de batalla: la UE no acepta una Grecia "unilateral", y Grecia no acepta la extensión del rescate financiero o los decretos de la Troika (EU, FMI, BCE), expresa al analista en su artículo.

Ahora es "Atenas contra los Amos del Universo (la división de la UE)", y "a los observadores internacionales les sería tentador ver al Perseo posmoderno intentar matar a la Medusa de la UE", expresa Escobar haciendo referencia a la Troika.

Ahora, "la Reina Medusa Merkel y sus secuaces" están aumentando la presión sin reducir la deuda, precisa Escobar. En su opinión, le tocaría a la "pesadilla burocrática de la Comisión Europea" inventar una alternativa viable para reducir la deuda griega. "En términos prácticos, vamos a hablar sobre un proceso ultracomplejo de reestructuración de deuda, o mayor financiación de Atenas por parte de la UE, o finalmente, ambos", precisa Escobar.

En opinión del autor, "la estrategia de Perseo" en este caso sería no pagar una porción considerable de la deuda de forma unilateral. Si la diplomacia falla, Bruselas tendrá que imponer sanciones, pero finalmente echará a Grecia del euro, "la opción nuclear que los eurócratas temen más que la peste negra", asegura Escobar, que tampoco cree en las palabras del ministro de Economía alemán de que la eurozona podría sobrevivir sin Grecia.

Rusia, a su vez, representa otro vector crucial en este remix de la "Edad de la Ansiedad", expresa el analista. Moscú podría, de hecho, prestar ayuda financiera a Grecia, como se ha mencionado recientemente, señala Escobar. Asimismo, recuerda que "existen pruebas de que a Grecia ni siquiera se la consultó" a la hora de extender las sanciones contra Rusia, lo cual es "otro clavo en el suntuoso ataúd del mito de las prácticas "democráticas" de la UE".

Escobar señala que Europa lleva en los niveles más profundos de su psique el miedo de que si Roma se desmoronó, lo mismo puede ocurrirle a las más espléndidas civilizaciones modernas. "Y todos sabemos que esta UE actual, devastada por eurócratas no elegidos, que desprecia a Grecia, antagoniza a Rusia, se revuelca en el lodo del vasallaje del Imperio del Caos, y trata a la mayoría de sus ciudadanos como basura duramente gravada, difícilmente se podría describir como "espléndida", concluye Escobar.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente