Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

Para Kiev es importante controlar el este de Ucrania ante todo por el gas de esquisto, cuyo desarrollo está programado por las empresas occidentales, opina el presidente del Comité de Asuntos Exteriores de la Duma Estatal rusa, Alexéi Pushkov. "Kiev está luchando en el este de Ucrania para obtener reservas de gas: según los datos procedentes de Alemania, se trata de 5.578 millones de métros cúbicos. Y se controlará por EE.UU.", escribió el político ruso en su cuenta de Twitter.

Se trata de las reservas de gas de esquisto de Yuzovsky, que se encuentran en la frontera de las regiones de Járkov y Donetsk. Sus recursos se estiman en más de 4 billones de metros cúbicos de gas. En mayo de 2012, la empresa Shell ganó la competición por el derecho a explotar este yacimiento.

Además, también tiene permisos para la minería en esta cuenca la compañía ucraniana Burisma, donde uno de los miembros del Consejo de Administración es el hijo del vicepresidente de EE.UU. Joe Biden.

En la ciudad de Slaviansk, que se encuentra en el centro del campo de Yuzovsky, se han producido en los últimos años en repetidas ocasiones protestas masivas en contra de los planes para el desarrollo de este proyecto. Los residentes de la ciudad incluso querían celebrar un referéndum sobre el tema, señala el periódico ruso 'Rossiskaya Gazeta'.

Desde el comienzo de la severa operación militar por parte de Kiev contra su propio pueblo, varios expertos han expresado en diferentes ocasiones la idea de que el objetivo clave de la ofensiva en el este es el control de la zona para extraer el gas de esquisto sin obstáculos.

El rastro de la infamia

El 30 de abril 2013, la Reina Beatriz de Holanda abdicó en favor de su hijo. Junto con el reino del príncipe Alexander y la Princesa Máxima heredaron los principales activos económicos de la dinastía: Phillips, KLM y la petrolera “Royal Dutch Shell”.

El 24 de enero 2013, Ucrania firmó un acuerdo de reparto de la producción por 50 años con la empresa «Shell», que invertirá y producirá gas de esquisto en el sur-este de Ucrania. El acuerdo con la Shell  es clasificado como secreto y sus  términos no pueden ser revelados en 55 años. De este asunto ya publicamos en Elespiadigital.com con el título: El sureste de Ucrania, con centro en Slaviansk, ha sido vendido a las compañías de petróleo occidentales, La operación en el este de Ucrania, ¿una limpieza étnica para extraer gas de esquisto?

El Tratado de gas de esquisto entrega a la Shell un territorio, principalmente de Donetsk, Luhansk y Jarkov, de 7.886 kilómetros cuadrados. Esta área incluye plenamente las ciudades de Slovyansk, Barvenkovo, una gran parte de Kramatorsk, parte de Druzhkivka y Balakley, así como decenas de pueblos y cientos de asentamientos más pequeños.

Poroshenko no tiene en la actualidad ninguna posibilidad de reubicar a los residentes del sudeste de Ucrania en otras regiones. Por eso, los intentos de acabar con la población en el sureste por medio de una campaña militar no son en vano.

Para persuadir al propietario  de la «Shell», el Rey de Holanda, y hacer frente a la población y milicias de Novorossia, Kiev necesita tropas de la OTAN. Pero llevar tropas sólo es posible como parte de una fuerza de paz con algún pretexto y con la sanción del Consejo de Seguridad de la ONU. Para poder tener dicho respaldo, las milicias de Novorossia deberían ser consideradas una organización terrorista por la comunidad internacional.

Teniendo en cuenta todos estos datos… ¿No resulta sospechoso que el 17 de julio pasado fuera derribado un avión de KLM-Malasya Airlines que llevaba al menos 143 pasajeros holandeses? ¿Y no resulta sospechosa la velocidad con la que Poroshenko culpabilizó del derribo a las milicias de Novorossia? ¿Qui prodest el derribo del vuelo MH17?

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDAMOS