Portada - Últimas noticias

La información de los territorios palestinos ocupados no es nada tranquilizadora para los sionistas: colonias enteras que se niegan a obedecer al Ejército, en especial de judíos ultraortodoxos, están literalmente bajo asedio, las disensiones dentro del gabinete de seguridad están en su pleno apogeo y el sector de la salud está abrumado con casi 10.000 contagios de Covid-19 y 72 muertos, un balance oficial que algunos políticos israelíes niegan. El Ejército israelí dice que quiere hacerse cargo de la “gestión de crisis” … ¿Un golpe militar es ahora posible?

Este lunes 6 de abril, el líder del partido ultraderechista Yisrael Beiteinu y ex ministro de Asuntos Militares, Avigdor Lieberman, arrojó una piedra al estanque al cuestionar literalmente las estadísticas proporcionadas por el gabinete del régimen israelí sobre personas afectadas por el coronavirus.

Lieberman ha jurado que las cifras del gabinete sobre personas infectadas con coronavirus “no son consistentes” con el hecho de que “200.000 personas están infectadas en “Israel”. Las filtraciones también indican que las tensiones crecientes entre Netanyahu y el ministro de Guerra, Naftali Bennett, por un lado, y entre Netanyahu y el presidente del Parlamento, Benny Gantz, por otro, habrían proporcionado la coartada necesaria para que el Ejército exija la gestión de la crisis. En este sentido, el jefe de Estado Mayor del Ejército, Aviv Kotchavi, incluso hizo circular una carta entre algunos funcionarios sionistas diciendo que el Ejército israelí debería hacerse cargo del destino de la entidad, ya dividida y que ahora tiene un motivo de división adicional, el coronavirus.

Mientras el gobierno israelí está tratando de ocultar el número exacto de personas con coronavirus, el Ejército israelí le ha pedido a Netanyahu que le confíe la responsabilidad de lidiar con la crisis de Covid-19, especialmente dado que el estado de emergencia ha sido decretado.

El periódico israelí Israel Hayom reveló que el jefe de Estado Mayor del Ejército israelí, Aviv Kochavi, pidió hace unos días a través de mensajes secretos al primer ministro Netanyahu y al ministro de Asuntos Militares, Naftali Bennett, que confíen al Ejército la responsabilidad de enfrentar esta crisis.

El mensaje del jefe del Estado Mayor de Defensa señala que hay ocho temas que deberían entregarse inmediatamente a la gestión de los militares en las condiciones críticas actuales, incluyendo las pruebas de coronavirus. Kochavi dijo que los militares están dispuestos a asumir la responsabilidad total de manejar la crisis de Covid-19. Sin embargo, a través de esta solicitud, algunos observadores han visto señales de advertencia de un choque que se está extendiendo y que solo el Ejército cree que puede detener, especialmente porque la entidad pronto está entrando en su segundo año “sin gobernanza”.

Rai al Youm dice que la extensión de Covid-19 en Cisjordania resultaría aún más mortal para “Israel” que para los propios residentes, ya que en el estado actual, podría provocar una multiplicación de operaciones anti-israelíes sin que el Ejército y los servicios de inteligencia israelíes puedan enfrentarse a ellas.

En el frente externo, Jordania y Egipto, dos amigos árabes inmediatos de Tel Aviv, también se enfrentan a la crisis del coronavirus al igual que los otros “amigos árabes” de ‘Israel’, que no están exentos de su impacto. Lo que está sucediendo en EEUU, ahora el primer foco de la enfermedad, tampoco es tranquilizador para “Israel”.

Hamas y el Yihad Islámico confrontan a “Israel” con una opción: liberar a los prisioneros palestinos y levantar el embargo contra Gaza o someterse a misiles y llenar los refugios subterráneos con colonos, incluso si eso significa exponerlos al coronavirus. Según un último informe, el virus afecta diariamente a unos 3.000 israelíes y los refugios atestados acelerarían la tasa de contaminación. Entonces, ¿sería un golpe militar la mejor solución dado que los civiles sionistas parecen completamente abrumados?, se preguntan algunos observadores.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

HONOR Y RESPETO

PARA LOS QUE NOS DEJARON POR EL COVID-19