Portada - Últimas noticias

El partido alemán La Izquierda denuncia a la Administración de Angela Merkel de ser cómplice de Estados Unidos en el asesinato del general iraní Qasem Soleimani.

Una denuncia penal han presentado contra la canciller alemana Angela Merkel y varios ministros de su gobierno sobre el papel de Alemania en el asesinato de Qasem Soleimani, ha anunciado este jueves el partido opositor alemán La Izquierda (Die Linke, en alemán).

La formación germana ha demandado al gobierno por el uso de la base de Ramstein, en el suroeste del país, en el ataque con aviones no tripulados llevado a cabo el 3 de enero en Irak por EE.UU. para asesinar al teniente general Soleimani, el comandante de la Fuerza Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán.

La queja fue presentada por ocho parlamentarios y se centra en la enorme base de Ramstein de la Fuerza Aérea de EE.UU., que se cree que alberga una estación de retransmisión por satélite utilizada para controlar aviones no tripulados estadounidenses en los cielos de África y Asia Occidental.

Las señales de control para el ataque con drones (que mataron a Soleimani) solo pueden haberse transmitido a través de una estación de transmisión satelital en territorio alemán, la base aérea estadounidense en Ramstein”, ha aseverado el parlamentario de Die Linke, Alexander Neu, en un comunicado.

Una copia de la denuncia penal que Neu publicó en su sitio web está dirigida a la canciller Angela Merkel, el ministro de Exteriores, Heiko Maas, la ministra de Defensa, Annegret Kramp-Karrenbauer, la ministra del Interior, Horst Seehofer, y “otros miembros del gobierno federal”.

La Izquierda acusa a Merkel y sus ministros de “incitar por negligencia” al asesinato de Soleimani.

“No podemos seguir aceptando que el propio gobierno federal viole la ley internacional al permitir y apoyar la guerra ilegal de aviones no tripulados de Estados Unidos”, ha indicado Neu.

Alemania respaldó las políticas belicistas y hostiles y de terrorismo de Estado estadounidenses al catalogar el ataque de Washington como una reacción a las “provocaciones militares” de la República Islámica.

Teherán consideró, a su vez, al Estado alemán “cómplice” de las acciones de Washington, calificadas de paso “cruel, unilateral y que viola el derecho internacional”.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente