Libros Recomendados

Portada - Últimas noticias

La economía saudí va a conocer una contracción de su PIB por primera vez en 2017, señaló el ministerio de Finanzas saudí el martes, un hecho inédito desde 2009 y que viene a confirmar las serias dificultades económicas que atraviesa el reino wahabí, que depende en gran medida de sus rentas petrolíferas. Según el ministro, el PIB saudí se reducirá este año en un 0,5%.

Además, el presupuesto saudí para 2018 será deficitario por quinto año consecutivo, con un desfase de 52.000 millones de dólares. Se espera también que el déficit presupuestario en 2017 sea superior a las previsiones, es decir de 61.300 millones de dólares en lugar de 52.800 millones. Riad prevé unos ingresos de 208.800 millones de dólares y unos gastos de 260.800 millones.

Este presupuesto fue presentado en una reunión presidida por el rey Salmán, que habría expresado el deseo del reino de disminuir su independencia del petróleo y reducir los ingresos procedentes de esta fuente a un 50%. El reino ha aprobado también medidas de austeridad para reducir los gastos públicos, que se ven también incrementados por la guerra de Yemen.

Los gustos caros de MBS

El periódico norteamericano The New York Times ha presentado un nuevo caso sobre las adquisiciones del “príncipe de la lucha contra la corrupción, el príncipe heredero Mohammed bin Salman”. El diario reveló que MBS ha comprado el Palacio de Luis XIX en Francia, informó la agencia de noticias iraní Farsnews.

Según un informe del NYT, Bin Salman compró el Palacio de Luis XIX por más de 300 millones de dólares en 2015. Esta es la edificación de su estilo más cara del mundo, con una fuente de oro, sus estatuas de mármol, su laberinto que se extiende sobre un área de 24 hectáreas y un hermoso jardín.

El palacio contiene 15,000 hojas de oro, 10 dormitorios, dos salones de baile, una sala de meditación, piscinas cubiertas y descubiertas, una cancha de squash, un gimnasio, un teatro, un cine, una discoteca privada, un gimnasio y una estatua de Luis XIV en mármol turco de Karrara.

Según el NYT, “esta compra forma parte de una serie de adquisiciones de alto precio, incluyendo un yate de 500 millones de dólares y una obra de arte de Leonardo da Vinci por 450 millones de dólares. Y todo ello a pesar de su llamamiento en favor de medidas de austeridad para la población saudí”, señala el diario.

El Times añade que “la propiedad del palacio ha sido mantenida en secreto gracias a un grupo de abogados y de contables que han empleado falsas empresas en Francia para ocultar al comprador, pero el verdadero propietario es una sociedad saudí.

Hace pocos días, otro periódico norteamericano, el Wall Street Journal señaló que Bin Salman adquirió a mediados de noviembre un cuadro del pintor italiano Leonardo da Vinci por la suma de 450 millones de dólares.

Bin Salman también recurrió a un intermediario para comprar este cuadro de Cristo titulado “Salvador Mundi”, según el diario, citando informes de la Inteligencia estadounidense, que sigue de cerca las actividades de Bin Salman.

“La imagen del príncipe heredero que gasta tanto dinero comprando una pintura cuando se supone que debe llevar adelante una campaña contra la corrupción es sorprendente”, dijo Bruce Riedel, ex agente de la CIA y experto en la política saudí, citado por el medio.

Según el sitio web del periódico estadounidense, el intermediario del príncipe heredero fue, de hecho, el príncipe Bader ben Abdulá bin Mohammed binFarhan Al Saúd. Este pasó la orden de compra a la casa de subastas Christie´s, que organizó la venta.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

RECOMENDACIONES

RECOMENDAMOS