Portada - Últimas noticias

Que nadie tenga ya la más mínima esperanza. Trump ya no es más que un muñecote del Estado profundo y los lobbies sionistas y saudíes, es un peligro para el mundo. A pesar de todas las críticas, el presidente de EE.UU., Donald Trump, ha acabado reconociendo oficialmente Al-Quds (Jerusalén) como capital del régimen israelí.

En un discurso ofrecido hoy miércoles en la Casa Blanca, el mandatario ha ordenado que la embajada de Estados Unidos se traslade de Tel Aviv (oeste de Palestina ocupada) a Al-Quds.

“He determinado que es hora de reconocer oficialmente Jerusalén como capital de Israel”, ha anunciado Trump antes de indicar que el Departamento de Estado estadounidense va a iniciar preparativos para trasladar la misión diplomática de EE.UU. a la ciudad santa.

Trump ha añadido aun así que EE.UU. mantiene su compromiso con la facilitación de un “acuerdo de paz” aceptable para palestinos e israelíes, pese a que en los últimos días numerosos países habían advertido de que la decisión anunciada socavará los esfuerzos para resolver la crisis en los ocupados territorios palestinos.

A juicio del inquilino de la Casa Blanca, esta decisión introduce “un nuevo enfoque” hacia el conflicto israelí-palestino, ya que, según ha agregado, sus predecesores anunciaron durante décadas promesas similares en sus campañas electorales, pero no las cumplieron al gobernar.

He determinado que es hora de reconocer oficialmente Jerusalén como capital de Israel”, anuncia el presidente de EE.UU., Donald Trump.

Poco antes del anuncio, Trump había dicho en una reunión con su gabinete que la decisión sobre Jerusalén “debería haberse tomado hace mucho tiempo”.

Además de pedir “calma” y “tolerancia” tras su decisión sobre Jerusalén, Trump ha informado de que su vicepresidente Mike Pence visitará Medio Oriente en los próximos días.

El jefe de Estado estadounidense informó el martes a su par palestino, Mahmud Abás, de su intención, provocando gran rechazo tanto en la región como a nivel mundial.

Irán, Siria, Alemania, Rusia y China son algunos de los países que han advertido de las consecuencias de la polémica decisión de Trump, que ha sido criticada también por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), la Unión Europea (UE) y el Vaticano.

Las facciones palestinas, por su parte, han anunciado tres “días de odio” a partir de este miércoles para condenar el traslado de la embajada y han llamado a sus simpatizantes de todo el mundo a reunirse en los centros de las ciudades para expresar su odio al régimen sionista.

Irán: Medida de Trump es clara violación de resoluciones de ONU

La Cancillería iraní considera la nueva decisión del presidente de EE.UU., Donald Trump, sobre Al-Quds, una ‘clara violación de las resoluciones de la ONU’.

“La ciudad de Al-Quds (Jerusalén) es una parte inseparable de Palestina y uno de los lugares sagrados más importantes del mundo islámico. Está claro que este régimen (Israel) ha llevado a cabo muchas medidas para dominar la ciudad, como desplazar a los palestinos, confiscar sus tierras, entre otras”, ha recalcado este miércoles el Ministerio iraní de Asuntos Exteriores en un comunicado.

El texto de la Cancillería ha sido emitido horas después de que Trump reconociera a Al-Quds como la capital del régimen israelí y ordenara que la embajada de EE.UU. se traslade de Tel Aviv (oeste de la Palestina ocupada) a Al-Quds.

Asimismo, en la nota se indica que la continuación de la ocupación y el apoyo parcial de Washington al régimen sionista son las principales razones detrás de la inestabilidad en Oriente Medio.

La ciudad de Al-Quds (Jerusalén) es una parte inseparable de Palestina y uno de los lugares sagrados más importantes del mundo islámico. Está claro que este régimen (Israel) ha llevado a cabo muchas medidas para dominar la ciudad, como desplazar a los palestinos, confiscar sus tierras, entre otras”, según el comunicado de la Cancillería de Irán.

Tras tachar de “provocativa” la decisión de EE.UU., la Cancillería ha asegurado que tal medida no solo no ayuda a reforzar la paz y la estabilidad en la región, sino que podría impulsar una nueva Intifada (levantamiento) en los territorios ocupados.

En alusión a que las resoluciones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) consideran a Al-Quds un territorio ocupado, la medida de Washington es una violación flagrante de las resoluciones internacionales, subraya el comunicado.

OLP: Trump destruye cualquier solución de paz palestino-israelí

La Organización para la Liberación de Palestina (OLP) repudia la decisión de Trump sobre Al-Quds, afirmando que ‘destruye’ la solución de paz israelo-palestina.

“Desafortunadamente, el presidente (Donald) Trump acaba de destruir cualquier posibilidad de dos Estados”, ha denunciado este miércoles el secretario general de la OLP, Saeb Erekat.

Horas antes, el jefe de la Casa Blanca, ignorando las advertencias de la comunidad internacional, ha hecho saber que su país reconoce la ciudad palestina de Al-Quds (Jerusalén) como la capital del régimen de Israel, además de indicar que trasladará, de Tel Aviv a esa ciudad, la embajada de EE.UU.

Según Erekat, también alto negociador palestino, este paso dado por Trump supone una “contradicción total de los acuerdos firmados entre palestinos e israelíes”. Esta decisión “prejuzga, dicta y cierra puertas para las negociaciones”, ha sostenido.

Desafortunadamente, el presidente (Donald) Trump acaba de destruir cualquier posibilidad de dos Estados”, ha denunciado el secretario general de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Saeb Erekat.

Además, ha subrayado, el dignatario estadounidense “ha descalificado” a Washington para desempeñar cualquier papel en cualquier proceso de paz.

Al-Asad: La Causa palestina seguirá hasta la creación del Estado palestino

 

El presidente de Siria, Bashar al-Asad, condena la decisión de Trump sobre Al-Quds, vaticinando que la causa palestina seguirá hasta la creación de un Estado palestino.

“El futuro de Jerusalén no está determinado por un estado o un presidente, pues se determina por su historia, y por la voluntad y la determinación de la causa palestina”, ha indicado este miércoles el mandatario sirio.

A pesar de todas las críticas a nivel mundial, el presidente de EE.UU., Donald Trump, ha acabado reconociendo oficialmente la ciudad santa como la capital del régimen israelí, y en un discurso ofrecido este miércoles desde la Casa Blanca también ha ordenado que la embajada de Estados Unidos se traslade de Tel Aviv (oeste de la Palestina ocupada) a Al-Quds (Jerusalén).

Por otro lado, una fuente en la Cancillería siria ha expresado la “más enérgica condena” de Damasco contra la decisión de Trump, que contraviene el derecho internacional.

El futuro de Jerusalén no está determinado por un estado o un presidente, pues se determina por su historia, y por la voluntad y la determinación de la causa palestina”, ha indicado el mandatario sirio, Bashar al-Asad.

Según ha recogido la agencia oficial siria de noticias SANA, el reconocimiento de Jerusalén como capital de Israel “enciende conflictos” a lo largo de la región de Oriente Medio y conducirá al derramamiento de sangre de personas inocentes.

El Líbano repudia decisión de Trump sobre Al-Quds

El Gobierno libanés condena la decisión del presidente de EE.UU. de reconocer a Al-Quds como la capital del régimen israelí.

El presidente de El Líbano, Michel Aoun, ha repudiado la iniciativa del mandatario estadounidense, Donald Trump, sobre Al-Quds (Jerusalén), y ha advertido de que esa decisión socavará la paz y la estabilidad en la región.

El premier libanés, Saad Hariri, por su parte, ha condenado la medida de Trump y ha manifestado “la máxima solidaridad de Beirut con el pueblo palestino”.

Con estas afirmaciones, ambos altos funcionarios de El Líbano han reaccionado a la decisión anunciada, esta misma jornada, por el inquilino de la Casa Blanca, de reconocer la ciudad santa de Al-Quds como la capital del régimen israelí y de ordenar que la embajada de Estados Unidos se traslade de Tel Aviv (oeste de la Palestina ocupada) a esa ciudad santa.

La polémica decisión de Trump ha provocado un gran rechazo tanto en la región como a nivel mundial. Numerosos países, como Rusia, Irán, Turquía y Francia, han advertido de los peligros que entrañará el llevarla a la práctica.

UE expresa ‘seria preocupación’ por decisión de EEUU sobre Al-Quds

La Unión Europea (UE) expresa su ‘seria preocupación’ por la decisión de EE.UU. de reconocer oficialmente a Al-Quds (Jerusalén) como la capital de Israel.

La jefa de la Diplomacia europea, Federica Mogherini, se ha sumado este miércoles a las reacciones por la polémica decisión del presidente estadounidense, Donald Trump, quien, a pesar de las advertencias y críticas de Estados de todo el mundo, ha reconocido esta jornada a Al-Quds como la capital israelí y anunciado la intención de trasladar su embajada de Tel Aviv a esa ciudad.

“Las aspiraciones de ambas partes deben cumplirse y se debe encontrar un camino a través de negociaciones” para resolver el estatus de Al-Quds, ha indicado Mogherini, al enfatizar que la preocupación de la UE se basa en el anuncio de Trump “y las repercusiones que esto pueda tener en la perspectiva de la paz”.

Líderes regionales y del mundo se han unido en una ola de críticas tras el anuncio de Trump. El Movimiento de Resistencia Islámica Palestina (HAMAS) dice que Israel no es propietario de tierra alguna, por lo que no puede proclamar ninguna capital, mientras que el movimiento palestino Al-Fatah ha convocado a los palestinos a hacer una huelga general en la ocupada Cisjordania contra el plan de EE.UU. sobre Al-Quds. La Organización de las Naciones Unidas (ONU), por su parte, ha avisado que tras esta medida ‘no hay alternativa’ a una solución de paz en Palestina.

ONU alerta: Medida de Trump ‘pone en peligro’ la paz en Palestina

El jefe de la ONU ha avisado de que, con la nueva decisión de Trump sobre Al-Quds, ‘no hay alternativa’ a una solución de paz en Palestina.

“He hablado en reiteradas ocasiones en contra de adoptar medidas unilaterales que puedan poner en peligro las perspectivas de paz para israelíes y palestinos”, ha afirmado este miércoles el secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Antonio Guterres, que ha comparecido ante los medios poco después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, hablase en la Casa Blanca.

Guterres ha afirmado que el estatus de Jerusalén debe ser decidido por una “negociación directa” entre israelíes y palestinos, y ha considerado que “no hay alternativa a la solución de dos Estados” tras la decisión de Trump. “No hay plan B”, ha recalcado.

Francia considera ‘lamentable’ decisión de Trump sobre Al-Quds

El presidente de Francia, Emanuel Macron, califica de ‘lamentable’ la reciente decisión de Trump sobre Al-Quds (Jerusalén).

“Esta es una decisión lamentable que Francia no aprueba y que va en contra del derecho internacional y de todas las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU”, ha declarado Macron este miércoles.

Asimismo, ha pedido “evitar a cualquier precio la violencia” y ha reiterado “el compromiso de Francia y Europa” con la llamada solución de los dos Estados, para después asegurar que el estatus de Jerusalén es una cuestión de seguridad internacional que concierne a toda la comunidad internacional.

Alemania ‘no apoya’ medida de Trump sobre Al-Quds

El Gobierno alemán se suma a la ola internacional de rechazos hacia la decisión del presidente de EE.UU. de reconocer a Al-Quds como la capital del régimen israelí.

Alemania “no apoya esa decisión porque el estatuto de Jerusalén (Al-Quds) solo puede ser negociado como parte de una solución de dos Estados”, ha asegurado este miércoles la canciller alemana, Angela Merkel, citada en un tuit de su portavoz, Steffen Seibert.

Egipto condena medida de EEUU de declarar Al-Quds capital israelí

Egipto condena la decisión del presidente de EE.UU., Donald Trump, de reconocer oficialmente a Al-Quds (Jerusalén) como la capital del régimen israelí.

“Egipto hace hincapié en que la adopción de esta decisión unilateral contraviene las resoluciones de la ley internacional y no cambiará el estatus jurídico de Jerusalén”, ha señalado este miércoles la Cancillería egipcia, en un comunicado.

El texto también alerta de las consecuencias de la decisión del presidente de EE.UU. en el futuro del proceso de paz y, en particular, en los esfuerzos para reanudar las negociaciones entre palestinos e israelíes a fin de establecer un Estado palestino independiente con Al-Quds como su capital.

Al Azhar y la Iglesia Copta de Egipto condenan decisión de Trump sobre el cambio de embajada a Jerusalén

La Iglesia Ortodoxa Copta de Egipto y la máxima autoridad del Islam sunní, Al Azhar, alertaron el miércoles sobre las negativas consecuencias que tendría la implementación por Estados Unidos de un cambio a Jerusalén de su embajada en Israel.

En un comunicado, la Iglesia Copta de Egipto advirtió de ‘consecuencias peligrosas’ del cambio propuesto, el cual ‘contradice la legitimidad internacional y las resoluciones sobre Jerusalén’.

También pidió que se mantenga el estatus legal de Jerusalén en el marco del derecho internacional y las resoluciones pertinentes de la ONU.

En el texto, esa autoridad religiosa reafirmó además su apoyo al proceso de paz entre palestinos e israelíes y pidió la realización de negociaciones para lograr una resolución justa que preserve el estado histórico de Jerusalén.

La Iglesia Ortodoxa Copta Egipcia administra siete iglesias coptas en Jerusalén, las cuales acogen a más de 10.000 cristianos coptos ortodoxos palestinos, según cifras del Centro de Información Palestino.

Por su parte, Al Azhar de Egipto, la institución más importante de aprendizaje islámico sunní en el mundo, también advirtió contra las consecuencias negativas del plan propuesto por los Estados Unidos.

Al Azhar sostuvo en su comunicado que el planeado traslado de la representación diplomática estadounidense a Jerusalén constituiría ‘una amenaza para la paz mundial y alimentaría la ira entre los musulmanes de todo el mundo’.

Entre otros lugares santos para las tres grandes religiones monoteístas, la Ciudad Vieja de Jerusalén alberga el tercer sitio más sagrado del Islam, la mezquita Al Aqsa y el santuario de la Cúpula de la Roca.

La víspera el presidente egipcio, Abdel Fattah El Sisi, enfatizó en una llamada telefónica a su homólogo estadounidense, Donald Trump, la firme posición de Egipto de que “Jerusalén debería mantener su estatus legal” actual.

Sisi instó a Trump a “no complicar la situación en la región al introducir medidas que socavarían las posibilidades de paz en Medio Oriente”, según una declaración de la oficina presidencial.

Imam Jamenei: Palestina será libre

El Líder Supremo de la Revolución Islámica de Irán, Imam Sayyed Ali Jamenei, dijo que la decisión de la Administración de EEUU de reconocer a Al Quds (Jerusalén) como capital israelí es un gesto desesperado e hizo hincapié en que Palestina será libre.

Durante una reunión con figuras iraníes y musulmanas con motivo del aniversario del nacimiento del Profeta Muhammad (PB), el Imam Jamenei enfatizó que EEUU y los sionistas no pueden lograr sus objetivos.

“Es por su desesperación y debilidad que quieren declarar a Al Quds como capital del régimen sionista. En el asunto de Palestina, sus manos están atadas y no pueden lograr sus objetivos. La victoria pertenece a la Ummah islámica. Palestina será libre y la nación palestina logrará la victoria”, dijo el Líder, según la agencia de noticias IRNA.

Su Eminencia felicitó a la nación iraní, a la Ummah (nación) islámica y a todas las personas libres de todo el mundo en el aniversario del nacimiento del Profeta del Islam.

“Hoy, los enemigos y otros se han alineado contra la Ummah islámica y el camino del Profeta del Islam: EEUU, la arrogancia global, el régimen sionista, así como los reaccionarios y figuras hedonistas de la Ummah islámica”, dijo el Imam Jamenei dirigiéndose a los jefes de los distintos Poderes, a un grupo de responsables gubernamentales, a los embajadores de los países islámicos y a los participantes en la 31ª Conferencia Internacional sobre la Unidad Islámica.

Mientras tanto, el Líder hizo hincapié en que EEUU y la entidad sionista están sembrando la discordia entre la nación musulmana.

“Hoy el Faraón es EEUU, el régimen sionista y sus seguidores en la región, que quieren organizar guerras. Esta es la trama de EEUU. Algunos responsables estadounidenses han dicho: debemos organizar guerras en la región para proteger la seguridad del régimen sionista”.

Su Eminencia arremetió contra algunos gobernantes y élites en esta región que “bailan al ritmo de EEUU y hacen lo que EEUU desee contra el Islam”.

“Estamos a favor de la unidad, pero, si hay personas que estén en contra de este movimiento que promueve la unidad y se muestren a favor de desatar guerras, les decimos: el resultado de lo que algunos estados están haciendo en la región les llevará, como dice el Corán, a su propia destrucción”.

¿Qué busca Trump con su decisión de reconocer a Jerusalén como la capital de Israel?

El reconocimiento de Jerusalén como la capital de Israel, EEUU demostrará que el país hebreo sigue siendo su aliado clave en Oriente Medio, opina el profesor de la Universidad Estatal del Pacífico, Ildús Yarulin.

«[Es una decisión especialmente importante] En esta época convulsa, cuando hay un estrechamiento de las relaciones de Yemen e Irán tras el asesinato del expresidente yemení y con los problemas pendientes en Siria», dijo Yarulin en una entrevista con radio Sputnik.

El profesor considera que EEUU planea influir a través de Israel en la política de Oriente Medio. Con este acto Trump da a entender que EEUU está dispuesto a convertirse en uno de los actores clave de la región, a pesar del empeoramiento de sus posiciones durante los últimos años, escribe.

«Además, el presidente estadounidense resuelve la cuestión de sus apoyos internos en EEUU. Allí [en Estados Unidos] hay un importante grupo de influencia israelí que no permitirá iniciar un proceso de ‘impeachment’ contra Trump».

En la Casa Blanca comunicaron que EEUU reconocerá Jerusalén como la capital de Israel el 6 de diciembre. Por lo tanto, en su declaración, Trump hablará sobre el traslado de la Embajada estadounidense de Tel Aviv a Jerusalén.

Según un alto funcionario de la Administración Trump, este paso no afectará al proceso de paz del conflicto palestino-israelí.

«Nada de esto implica el fin del proceso del arreglo del problema vinculado al estatus de Jerusalén», dijo el alto funcionario.

Israel considera que Jerusalén es su capital «única e indivisible», incluidas las zonas orientales y del centro histórico, arrebatadas hace medio siglo a Jordania.

No obstante, la comunidad internacional no reconoce esta anexión y cree que este es uno de los puntos clave para resolver el conflicto en Oriente Medio. La resolución de este contencioso debería alcanzarse a través de un acuerdo con los palestinos, que reclaman la parte oriental de Jerusalén.

Por su parte, diversos países de Oriente Medio, incluida Palestina, afirmaron que el reconocimiento de Jerusalén agudizará el conflicto árabe-israelí y generará inestabilidad en la región.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente

DONBASS TE NECESITA

RECOMENDAMOS