Portada - Últimas noticias

Fuentes militares sirias informan del “duro golpe” infligido al grupo terrorista takfirí EIIL (Daesh, en árabe) por los ataques coordinados del Ejército sirio con las fuerzas aéreas rusas. El conjunto de ataques coordinados este viernes entre la Fuerza Aérea Rusa y la Fuerzas Aérea Siria en diferentes provincias del país árabe han dejado grandes pérdidas y daños a varios grupos terroristas, principalmente al EIIL, según declaraciones de una fuente militar siria a la agencia siria de noticias SANA.

La fuente detalla que, en la ciudad de Daret Ezza en la noroccidental provincia de Alepo, se destruyó un centro de mando, mientras que en las ciudades de Maaret al-Numin y en Al-Hbeit, en la provincia de Idlib (noroeste) de destruyeron considerables cantidades de armamento y municiones de los terroristas.

En Kafr Zita, situada en la provincia noroccidental de Hama, añade la fuente, se han destruido además decenas de vehículos y un centro de mando fortificado.

Como consecuencia de estos ataques, han muerto varios terroristas y otros han resultado heridos, principalmente miembros del Frente Al-Nusra, afiliado a Al-Qaeda, agrega el informe.

El Frente Al-Nusra ha sufrido daños adicionales en sus posiciones y equipamientos de la ciudad de Alepo y de la sureña provincia de Quneitra, añade.

En la ciudad histórica de Palmira, situada en la provincia occidental de Homs, el Ejército sirio ha atacado un escondite, varios vehículos, un lanzacohetes y un cañón del EIIL.

Por otro lado, el informe de la agencia comunica la destrucción en Alepo, por las Fuerzas Aéreas sirias, de dos convoyes de vehículos blindados pertenecientes a grupos terroristas que se desplazaban por una ruta de suministro con Turquía.

Rusia lanzó el miércoles su primer ataque aéreo contra posiciones del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) en Siria, horas después de que el Senado del país euroasiático diera luz verde a la intervención de las Fuerzas Armadas rusas en el extranjero.

Según ha confirmado este viernes el Ministerio de Defensa de Rusia, durante la jornada del jueves las fuerzas rusas realizaron 12 ataques selectivos y coordinados con el Ejército sirio contra las posiciones del EIIL en las provincias de Idlib, Homs y Hama; dejando intactos las infraestructuras y los barrios civiles.

La ofensiva rusa, realizada por petición escrita del presidente sirio, Bashar al-Asad, tiene preocupados al régimen de Israel y Estados Unidos, que la han criticado alegando que “Rusia no tendrá éxito”.

Mientras tanto, el presidente ruso, Vladimir Putin, ha puesto en tela de juicio la efectividad de la llamada coalición internacional anti-EIIL, lanzada desde hace un año con EE.UU. a la cabeza: “(EE.UU. y sus aliados) llevan más de un año atacando territorio sirio sin autorización del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU)” y sin el consentimiento expreso de las autoridades oficiales de Siria, ha denunciado Putin.

 

La aviación militar rusa realiza otras 14 misiones en Siria en un día


La Fuerza Aérea rusa ha realizado 14 misiones en Siria en 24 horas. Así, los aviones Su-34, Su-24M y Su-25 han emprendido seis ataques contra diferentes objetivos del Estado Islámico.

El Ministerio de Defensa ruso, citado por la agencia RIA Novosti, ha explicado que, como consecuencia de estos ataques, sus efectivos han destruido completamente una fábrica de municiones y artefactos situada en la localidad de Maarat an Numan, en la gobernación de Idlib, y su almacén. Los terroristas han perdido más de una decena de vehículos, entre ellos un carro blindado de infantería.

Según la Defensa rusa, todos los ataques aéreos han sido coordinados con el Ejército sirio a través de un grupo operativo. Más de 50 aviones y helicópteros forman parte de la agrupación de la Fuerza Aérea que ha realizado los ataques contra las posiciones del Estado Islámico.

Entre otros objetivos eliminados figuran tres búnkeres y un puesto de mando.

El operativo ruso en Siria arrancó el pasado 30 de septiembre. Ese primer día los aviones de Rusia realizaron cerca de 20 vuelos, durante los cuales lograron destruir un puesto de mando y un cuartel general que los yihadistas tenían en las montañas.

(Cortesía TOPETE)

Rusia envía más buques de guerra y fuerzas especiales a Siria

Rusia envía dos buques de guerra y una unidad de fuerzas especiales de su Ejército a las costas sirias en el mar Mediterráneo con el fin de reforzar la lucha antiterrorista en el país árabe.

Según un informe del jueves de la agencia rusa de noticias Interfax, fuentes conocedoras de las operaciones han notificado el envío de los buques Korolev y Alexander Otrakovski, pertenecientes a la Flota del mar Negro de la Federación Rusa, al mar Mediterráneo.

Como explica dicho informe, las fuerzas especiales que acompañan esos dos buques tienen la misión de proteger las instalaciones y los equipamientos marítimos rusos en las bases de las ciudades sirias de Tartus y Latakia.

Esas fuerzas, desplegadas para luchar contra grupos terroristas que operan en Siria, se unirán a las ya desplegadas en territorio sirio con el deber de proteger los intereses rusos en Siria.

Este anuncio tiene lugar después de que fuentes rusas hayan informado de la decisión de Moscú para llevar a cabo una maniobra urgente para utilizar misiles intercontinentales de tipo Topol, con un alcance de más de 8000 kilómetros.

Rusia lanzó el miércoles su primer ataque aéreo contra posiciones del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) en Siria, horas después de que el Senado del país euroasiático diera luz verde a la intervención de las Fuerzas Armadas rusas en el extranjero.

La ofensiva rusa, realizada a petición —por escrito— del presidente sirio, Bashar al-Asad, tiene preocupados al régimen de Israel y Estados Unidos, que la han criticado alegando que “Rusia no tendrá éxito”.

En las jornadas de ayer miércoles y hoy jueves, el Ministerio de Defensa de Rusia ha divulgado vídeos de sus ataques aéreos contra posiciones del grupo takfirí EIIL en Siria.

Los ataques rusos tienen lugar días después de informes sobre la creación de un centro de coordinación de operaciones en Bagdad, capital iraquí, por Rusia, Irán y Siria para trabajar junto con las fuerzas populares iraquíes en la lucha contra EIIL; y la creación de una sala de operaciones, compuesta por Irán, Rusia y el Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá), en Siria para combatir a los terroristas.

El pasado viernes, el secretario general de Hezbolá, Seyed Hasan Nasrolá, calificó de “positiva” la intervención de Rusia en el conflicto sirio: “Saludamos a todos los que apoyan a este frente, pues con su cooperación ayudarán a alejar los peligros que constituyen las amenazas para Siria y la región; por tanto calificamos de positiva la intervención de Rusia y ojalá tenga resultados positivos”, dijo el dirigente político libanés.

Este jueves, el canciller iraní, Mohamad Yavad Zarif, ha saludado los esfuerzos de Rusia contra EIIL y ha expresado el apoyo de Irán a cualquier iniciativa contra esa banda terrorista. En este sentido, Teherán presta su espacio aéreo para el paso hacia Siria de las aeronaves rusas, según informes del diario ruso Kommersant.

Rusia advierte a Israel de no realizar ataques contra Siria, Irán y Hezbolá. Posible incidente entre cazas rusos y aviones sionistas

Según una filtración de los servicios de inteligencia libaneses publicada en la web francesa "Strategika", seis cazas rusos su-30 habrían puesto en fuga a 4 cazas israelíes f-15. Esto habría ocurrido la noche del 1 al 2 de octubre a las 2313 z (hora local).

"Seis aviones de combate polivalente rusos Sukhoi SU-30 Tipo SM han puesto en fuga a varios aviones israelíes McDonnell Douglas F-15 frente a la costa siria. La aviación israelí se acostumbró a violar durante meses el espacio aéreo sirio y, especialmente, la Estación Aérea Naval de Latakia, cabeza de puente de las fuerzas rusas en Siria. La aviación israelí en general siguen un plan de vuelo bastante complejo para acercarse a Latakia desde el mar
En la noche del 1 al 2 octubre 2015, seis Sukhoi SU-30 rusos despegaron de la base aérea de SM Hmimim en siria hacia Chipre antes de interceptar la posición de cuatro israelíes F-15 combatientes.
Sorprendido por una situación tan inesperada y probablemente no preparados para una pelea de perros contra uno de los mejores de combate polivalente ruso, los pilotos israelíes han variado rápidamente su trayectoria hacia el sur, volando a gran velocidad.
El ejército libanés ha anunciado oficialmente que a las Z 2313 (hora local) cuatro "aviones enemigos" (Israel) habían cruzado el espacio aéreo libanés.

Asimismo, varios sitios israelíes han señalado que el presidente ruso, Vladimir Putin, ha advertido a Tel Aviv en contra de que lance ataques aéreos contra los aliados de Moscú en Siria, en especial Irán y Hezbolá, así como al Ejército sirio.

Las fuentes señalan que Moscú está profundamente preocupado por los repetidos ataques israelíes contra blancos dentro de Siria, bien sean aéreos o de artillería. Este tema fue tratado también en la reunión que mantuvieron Putin y el presidente de EEUU, Barack Obama, en los márgenes de la Asamblea General de la ONU en Nueva York. Putin expresó entonces su enojo por las operaciones llevadas a cabo por Israel contra sus aliados en Siria.

Esta semana, Israel lanzó ataques contra las posiciones de la Brigada 90ª del Ejército sirio y otros objetivos cerca de Quneitra. Un vicecomandante de un batallón de artillería resultó herido durante el bombardeo.

Fuerzas rusas que actúan sobre el terreno como consejeros militares trabajan con el Ejército sirio y sus aliados, los combatientes de Hezbolá y los Guardianes de la Revolución Islámica, y Rusia teme que si guarda silencio en relación a estos ataques israelíes, esto crearía una crisis de confianza con estas fuerzas. En este tiempo de operaciones militares en Siria, Rusia considera inaceptable una injerencia israelí en contra de sus aliados.

Recientemente, Rusia e Israel anunciaron que ambos pondrían en marcha una línea de comunicación para evitar incidentes, pero esta medida es vista como poco práctica y las tensiones entre ambas partes podrían incrementarse, en especial tras la declaración del ministro de Defensa israelí, Moshe Yaalon, tras el bombardeo israelí contra posiciones sirias, en el sentido de que Israel podría repetir los ataques si sus “líneas rojas” eran cruzadas.

Aviones rusos destruyen un almacén del Estado Islámico

El Ministerio de Defensa de Rusia ha difundido un vídeo, grabado desde el aire, de un ataque contra un depósito de municiones situado en un campamento de los combatientes del Estado Islámico en las afueras de la localidad siria de Maarat an Numan. La misión la han efectuado aviones rusos durante la madrugada de este viernes.

Anoche la Fuerza Aeroespacial rusa ha realizado un total de diez misiones contra siete objetivos de los terroristas en Siria, informó el portavoz oficial del Ministerio de Defensa del país, Ígor Konashénkov. El jueves por la noche el ministerio informó que durante el día anterior la aviación de combate llevó a cabo ocho misiones en las cuales atacó cinco objetos de los yihadistas.

Los militares destacaron que durante sus misiones destruyeron completamente un búnker y depósitos de armas y combustible de los terroristas en la provincia noroccidental de Idlib. En otra provincia del oeste del país, Hama, fueron destruidos un puesto de mando fortificado y varias docenas de piezas de equipo militar del Estado Islámico.

La agencia Reuters informó el 1 de octubre, citando la oposición siria, de que los aviones rusos lanzaron dos ataques contra campos de entrenamiento de rebeldes sirios en la provincia de Idlib, donde los militares estadounidenses estaban formando a combatientes opositores al Gobierno de Bashar al Assad. Esta información fue refutada por la inteligencia militar estadounidense.

Más de 50 aviones y helicópteros forman parte del grupo de las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia que realizan los ataques aéreos contra el Estado Islámico. Según el Ministerio ruso, todos los ataques aéreos están coordinados con el Ejército sirio.

Rusia destruye un taller de fabricación de explosivos del EI

El Ministerio de Defensa ruso ha divulgado en su canal de YouTube un nuevo video en el que muestra cómo la aviación rusa destruye un taller de fabricación de artefactos explosivos del Estado Islámico (EI) en Siria.

"Los aviones Su-25 destruyeron por completo un taller de producción de minas terrestres y artefactos explosivos caseros camuflado bajo la apariencia de una gran fábrica de bombonas de gas cerca de la región de Maaret En Nuuman, en la provincia [noroccidental] de Idlib",  dijo Ígor Konashénkov, el representante del Ministerio de Defensa ruso, citado por Interfax.

Más de 50 aviones y helicópteros forman parte del grupo de las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia que realizaron los ataques aéreos contra objetivos del Estado Islámico.

 

Aviones de combate chinos se unirán a los ataques aéreos rusos en Siria

La intervención militar de Rusia en Siria se ha ampliado radicalmente en dos direcciones. Fuentes militares y de inteligencia israelí en Debkafile informan que China envió un mensaje a Moscú este Viernes 2 de octubre, de que bombarderos J-15 de combate se unirán dentro de poco a la campaña aérea de Rusia, que fue lanzada este Miércoles 30 de septiembre. Bagdad ha ofrecido además a Moscú una base aérea para lanzar su ofensiva contra el Estado Islámico, que ahora está ocupando grandes extensiones de territorio iraquí.

La intervención militar de Rusia en Siria tiene cinco participantes adicionales: China, Irán, Irak, Siria y Hezbolá.

Los aviones de combate chinos J-15 despegarán desde el portaaviones Liaoning-CV-16, que alcanzó las costas sirias el 26 de septiembre (como DEBKA archivo informó en exclusiva en su momento). Este será un evento histórico para Beijing: Su primera operación militar en Oriente Medio, así como la primera experiencia del portaaviones en condiciones de combate real.

La noche del jueves, el ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, hizo este comentario sobre la crisis siria, en una sesión del Consejo de Seguridad de la ONU en Nueva York: "El mundo no puede permitirse el lujo de mantenerse al margen y mirar con los brazos cruzados, sino que además debe interferir no arbitrariamente (en la crisis)."

Un no menos importante desarrollo se produjo casi al mismo tiempo en que el primer ministro iraquí, Haider al-Abadi, en declaraciones a PBS NewsHour de EE.UU., donde dijo que daría la bienvenida a un despliegue de tropas rusas a Irak para combatir a las fuerzas de ISIS en su país también. Como un incentivo adicional, señaló también que daría a Moscú la oportunidad de hacer frente a los 2.500 chechenos musulmanes quienes, dijo, están luchando con ISIS en Irak.

Fuentes militares añaden que las palabras de Al-Abadi llegaron en el contexto de dos acontecimientos estrechamente relacionados con el creciente papel de Rusia en el campo de batalla:

1. Una sala de guerra ruso-iraní-sirio-iraquí conjunta ha estado trabajando desde la semana pasada por parte del Ministerio de Defensa iraquí y la sede del personal militar en Bagdad para coordinar el paso del transporte aéreo ruso e iraní a Siria y también para los ataques aéreos rusos. Este centro de mando también está organizando el traslado de fuerzas chiítas iraníes y pro-iraníes en Siria.

2. Bagdad y Moscú acaban de concluir un acuerdo para que la fuerza aérea rusa empiece a utilizar la base aérea de Al Taqaddum en Habbaniyah, 74 km al oeste de Bagdad, además de una estación de paso para el corredor aéreo de Rusia a Siria y como plataforma de lanzamiento para misiones de bombardeo contra las fuerzas de ISIS y su infraestructura en el norte de Irak y el norte de Siria.

Rusia ha ganado así un enclave militar en Irak, como lo ha hecho en Siria, donde se ha hecho cargo de una base fuera de Latakia, en la costa occidental de Siria. Al mismo tiempo, la base aérea de Habbaniyah también sirve a las fuerzas estadounidenses que operan en Irak, que son unas 5.000 tropas.

El EI evacua a sus familiares de Raqqa tras la ofensiva rusa

Terroristas del grupo yihadista Estado Islámico (EI) empezaron a evacuar a sus familias de la ciudad de Raqqa, después de que Rusia lanzara su ofensiva anti-EI en Siria, comunicó la cadena Al Mayadeen.

Según la televisión, los combatientes llevan a sus familias a Irak.

El pasado miércoles los aviones rusos comenzaron a bombardear las posiciones del EI y otras organizaciones terroristas en Siria a petición de su presidente, Bashar Asad.

El EI proclamó un califato en las áreas que controla y pretende ampliar su zona de influencia con células que actúan en Libia, Yemen y otras naciones de Oriente Medio y África del Norte.

La CIA se prepara para marcharse de Siria

Los agentes de los servicios secretos de EEUU que cumplen misiones en Siria recibieron la orden de "comenzar a suspender sus actividades entre fuerzas opositoras y estar listos para abandonar el territorio de este país", publica este viernes Nezavisimaya Gazeta citando fuentes diplomáticas rusas.

La orden se recibió hace una semana, cuando "se hizo inminente la participación de Rusia en las acciones bélicas contra grupos yihadistas", escribe el diario.

El mismo rotativo informó recientemente que el centro antiterrorista de la CIA y el mando de operaciones especiales de las Fuerzas Armadas de EEUU llevan a cabo en Siria desde hace tiempo una operación secreta al margen de la coalición liderada por el propio Washington.

De ahí que el secretario de Estado, John Kerry, y el titular del Pentágono, Ashton Carter, reprocharan la víspera a Moscú que sus ataques aéreos en Siria tuvieran otros objetivos distintos al Estado Islámico, comenta Nezavisimaya.

Las fuentes que cita el periódico desconfían de las informaciones sobre el supuesto fracaso del programa de EEUU para entrenar a combatientes de la oposición moderada siria.

Según estas fuentes, unos 300 instructores militares estadounidenses y británicos están destinados actualmente en dos centros de entrenamiento de opositores sirios desplegados en Turquía y Jordania.

El principal objetivo de la CIA en Siria es la caída del régimen de Bashar Asad y no la lucha contra el EI, sostienen los interlocutores de Nezavisimaya.

Los casi 2.500 grupos armados suníes que con el apoyo discreto de EEUU, Turquía y las monarquías del Golfo combaten contra el Ejército regular sirio suman en sus filas cerca de 70.000 hombres, mientras que el EI tiene en Siria entre 25.000 y 30.000 combatientes, destacan.

"El objetivo de Washington en Oriente Próximo es dividir Siria e Irak en varios Estados y reforzar la influencia estadounidense en la región aprovechando el factor kurdo", afirma el diario.

Por el momento, los kurdos sirios no combaten contra Asad, pero esto podría cambiar muy pronto, puesto que hay comandos estadounidenses y británicos en las zonas kurdas y sus milicias reciben apoyo aéreo de la coalición internacional.

"De esta manera, en su operación contra el Estado Islámico, Rusia tendrá que enfrentarse a otros importantes problemas geopolíticos; a este respecto, no solo cabe esperar medidas puramente militares, sino otros pasos y actuaciones asimétricas que se utilizan en las guerras híbridas", concluye Nezavisimaya.

CANAL

 

elespiadigital.com
La información más inteligente